martes, 10 de noviembre de 2009

CUATRO ESQUINITAS...

Como cada noche abrió despacito la puerta de la habitación para darle el último beso del día.
Se quedo con la boca abierta al verla allí de rodillas con sus manos juntas y acompañada de sus muñecas favoritas.
No quiso interrumpir la escena , entorno la puerta y se quedo en el pasillo escuchándola.
--Cuatro esquinitas tiene mi cama...
En ese instante volvió a su niñez y recordó cuando su abuela le enseño esa misma oración y como todas las noches antes de acostarse, él y su hermana , pedían todo lo bueno para su familia.
Y seguía escuchándola.
--Niño Jesús, cuida de mi hermana y de mi mamá y sobre todo de mi papá para que no trabaje mucho.
Unas lágrimas asomaron por sus ojos y deseó abrazarla fuertemente, abrió la puerta y al entrar un "shhhhhh" detuvo sus pasos.
--Espera papá que no he terminado- Y continuó con sus manitas apretadas y los ojos cerrados
--Con Dios me acuesto, con Dios me levanto...
Guardo silencio y espero a que esa vocecita le diera permiso para entrar.
Observo emocionado como recogía sus muñecas y las colocaba en su sitio.
Una vez dentro de la cama alargo sus brazos y le dedico una amplia sonrisa, como disculpandose por haberle hecho esperar.
--La abuelita dice que todas las noches hay que rezar para que nos cuiden.
La abrazo y con voz bajita le dio las gracias por recordárselo.
--¿Te espero mañana y te pones aquí con nosotras?



Gala

46 comentarios:

STEVE dijo...

Me has emocionado con tu relato, de verdad. me gustó mucho. Y la foto impagable, Reina.

Yo recuerdo esa escena como mia, arrodillado a los pies de mi mueble cama, con mis figuras del fuerte comanche y rezando por todos uno a uno. Ahora creo que son esos "todos" que ya no estan los que todos los dias rezan por nosotros y nos cuidan.

Un beso y una lágrima para tus gotitas

Alatriste dijo...

Una escena muy emotiva y tierna, que creo que todos en nuestra vida hemos vivido de alguna u otra manera. Preciosa tu entrada, Gala. Un abrazo y gracias por tus consejos.

TORO SALVAJE dijo...

Que escena más tierna.
:)

Besos.

Mistral dijo...

Una entrada que hace que sintamos aquellos recuerdos de la niñez. ¡Preciosa entrada!

Gracias por tu visita
Besos

Pandora dijo...

Qué bonito.

Y qué bonito, sobre todo, que alguien pida por nosotros.

Un beso.

NV BALLESTEROS dijo...

Precisa la foto, y tu relato mueve sentimientos olvidados.
Besos.

Silencios dijo...

Que escrito y fotografía más tierna mi niña. Me vinieron algunas imágenes de la niñez, cuando mi abuela me daba un beso de buenas noches.

Mis besos corazón

Silencios dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Adolfo Payés dijo...

Me gusta como nos entregas la ternura con la imagen tan sublime de tus letras..

Un placer leerte


Un abrazo
Con mis
Saludos fraternos...

Cecy dijo...

Mucha ternura.
Que bonito.

besos.

cabopá dijo...

Una foto muy tierna y el relato de un inocencia extraordinaria como toda la que rodea a la infancia....una infancia lejana, de otros tiempos......Besicos.

silver´s moon dijo...

Si Gala, a mi también me has recordado a mi niñez, cuando mis hermanas y yo nos arrodillábamos las tres y rezábamos el Jesusito de mi vida. Aaains que tiempos!!!

Gracias por evocar estos recuerdos tan dulces.

Un beso gordo

Agua dijo...

Los recuerdo de nuestra infancia son imborrables, y si son buenos y felices, son impagables.... un beso de agua tierna

KARMILA dijo...

Que hermoso amigaaaa pero aun más hermoso a de ver sido estar en esos momentos, sin duda los niños siempre dicen la verdad y la verdad es que muchas veces a los adultos se nos olvida que tambien tenemos que platicar con el.

Hermosisismoooooo postttttt¡¡

Besos enormesssss¡¡

*Luna dijo...

Hola cielo que bella entrada que lindos recuerdos me tragiste
un beso

M@bel_es_ Azul dijo...

Maravilloso!!! Si nuestros hijos fueran enseñados cada día nunca se apartaría esta esplendida costumbre.
Como dice la Biblia:

"Instruye a tu hijo en el Camino, para que cuando fuere viejo no se aparte de él"

te mando un abrazo.

caminante dijo...

Me sentido niño
Un abrazo

Onminayas dijo...

Bello y tierno relato... ¿Dónde quedaron estas estampas hoy en día?

Besos, Gala.

fonsilleda dijo...

¡Qué ternura de escena nos has dejado hoy!, quiero imaginar que primero fue la fotografía y luego el relato.
Pero no tiene mayor importancia: una y otro son especiales.
Biquiños agradecidos.

Gabiprog dijo...

El ritual del cariño no tiene precio, imprescindible en los pequeños, magico también para los mayores.

Un abrazo.

Rosario dijo...

Una imagen preciosa, ese perfil, con esas manecitas, ese gesto...
Lo veo todos los días en mi clase y quisiera amarrarlo muy fuerte para conservarlo siempre. Lo has descrito estupendamente.
Un abrazo fuerte Rosario

Edurne dijo...

Qué ternura!
No tendríamos que perder esa inocencia de la infancia...!

Un abrazo!

Sandra Gutiérrez Alvez dijo...

la ternura y la fe, juntas...
me gustó tu relato. sensaciones bellas...
gracias.
te dejo mi beso

Tay Salinas dijo...

Que hermoso!!

es de esas escenas que jamas se borraran de tu mente!!

CORDOBESA dijo...

Las lagrimas han asomado en mis ojos, dulce, tierna y real esa imagen, real porque mis nietos cuando se quedan en casa a dormir, rezan conmigo esas mismas oraciones, y lo hago precisamente con la intención de que recuerden el día de mañana que yo se las enseñe, que rezábamos juntos, y se que será así. Un beso Gala

WHO dijo...

GRACIAS POR TU VISITA Y SEGUIMIENTO, NOS VEREMOS POR MUCHO TIEMPO.
UN BESO, WHO.

Silencios dijo...

Regresé porque no podía olvidar la imagen, Ay!!! Gala.
Qué tierna ....

Mis besos princesa

Cecilia dijo...

¡Conozco esa oración! Es preciosa, y la foto que has puesto es un sueño, una entrada llena de ternura Gala, nos has emocionado a todos! Un abrazo.

Gala dijo...

Esa foto me enamoró.
Tenia que escribir algo sobre ella, no la podia dejar guardada.
Es un encanto,llena de ternura.
Me alegro de que os haya gustado tanto como a mi.

Un besazo a todos.

La magia de mi pluma dijo...

La foto es preciosa, no me extraña que te haya enamorado, porque enamora a cualquiera.

Y el texto hermoso, me ha traido muchos recuerdos.


Un abrazo

RAFAEL LIZARAZO dijo...

Hola...

Tierno, dulce y muy bello tu relato.

Es una escena preciosa la que nos describes, toda la inocencia de los niños retratada en tu entrañable entrada.

Recuero la oracíon, se la enseñé a nuestra niña menor:

"Cuatro esquinitas tiene mi cama
cuatro angelitos que me acompañan,
Virgen María ven a mi cama
dame un abrazo y hasta mañana"

Abrazos.

jordim dijo...

bonito relato.

medianoche dijo...

Gala, que bonito relato, es como regresar a la infancia allí junto a la cama, y que mamá llegara para dejarnos su bendición, me lleno el corazón de ternura y emoción, gracias dulce.

Besos

Un Colibrí Viajero dijo...

Me uqede maravillada es bellisimo ufff que tierno niña gracias por compartirlo y la imagen maravillosa, un besote para vos.

RMC dijo...

Esa imagen es preciosa, emotiva,
tierna, ver a la niña con sus muñequitas rezando antes de dormir,
he recordado mi niñez,
gracias por compartir tan bonito
texto, te felicito.

Que tengas una feliz semana
un beso
RMC

Rockamadour dijo...

Dicen que quién es feliz en la infancia está salvado para siempre.
Beso tierno, Gala

STEVE dijo...

Esa imagen... esa imagen... que bella imagen.

Marisa dijo...

Un precioso texto
lleno de ternura
que nos vuelve a
las oracioenes
de la infancia.

Un extraordinaria
imagen.

Besos.

Soñadora dijo...

Pero que cosita tan tierna la que nos presentas hoy!!!!!! Se me encogió el corazón de emoción!
Besitos,

Joana dijo...

hay tanta ternura en esta foto,y en tu articulo,que tiene el poder de mover montañas.
precioso.
gracias por estar.

besitos miles.

nunu dijo...

El poder de los niños es inmenso...he terminado con una sonrisa en la cara...que bonito...

Un abrazo

Buscador de buscadores dijo...

Esos diálogos son los más sinceros y reales que pueden oirse. ¿Dónde quedaron? Ocultos entre capas de orgullo y falsa identidad, dispuestos a salir sólo en situaciones extremas...

Me recordó a mí.

Un cálido abrazo.

J.M. Ojeda dijo...

Cuatro esquinita…
Pues sí, se vuelve sin querer la vista atrás,
Y se puede contemplar en el recuerdo esa misma imagen…
¡Que tiempos, aquellos!

Saludos de J.M. Ojeda

Ursus Polaris dijo...

Que bonitaaaa! Con las muñecas rezando también. Y el texto, lo que le faltaba para rizar el rizo, para... ayy...
Muchos besos, nueva amiga.

Ursus Polaris dijo...

He llamado a mis padres para que vieran la foto y lo han flipado... ayyyyy...
jaja Gracias cielo. :-)))))))

miralunas dijo...

delicioso dulzor, gala, imaginarse un padre en esos menesteres, tan dulcemente acomodado.